BLOG DE RAÍZ SEFARDÍ

LOS MONOS ERAN HUMANOS



¿POR QUE LOS MONOS SE PARECEN A LOS SERES HUMANOS?

Y Dios confundió el lenguaje de toda la Tierra ¿Por qué sucedió tal fenómeno, y cuál fue la razón? Esto tuvo lugar por la soberbia y el orgullo de los seres humanos que se creían capaz de luchar contra Dios y conquistar el cielo.

¿Y por qué los monos se parecen a los seres humanos? Tenemos dos fenómenos más en esta misma historia. La Torá Oral en Masejet Brajot 59b dice así: “Cuando ves un mono, debes decir la bendición, “Bendito seas Tú oh Eterno, el que que transformó las creaciones”. Ok pero, ¿Qué cambio se hizo a la creación con relación a los monos?

Se nos explica que en tales casos de soberbia antes y después del gran Diluvio, Dios no solamente confundió el lenguaje de los hombres, sino que algunos hombres Dios les quitó el libre albedrío, y los transformó en animales; a algunos los transformó en monos, y a otros en elefantes. Para mostrarles a los seres humanos que Dios puede hacer lo que el quiere con su creación; como transformando a algunos en animales y puede volverlos a transformar en hombre si él así lo desea; Ejemplo tenemos en el libro de Daniel

Según el profeta Daniel, Dios quería demostrarle al rey Nabuconodosor; que el Eterno es el único Señor supremo sobre todo poder, reyes y reinos de la tierra, y que él puede entregarle el Reino á quien el desea (Daniel 4:25). La Torá dice, que después de una vida de altivez en el Rey de Babilonia, Dios intervino, mudando su corazón: “En la misma hora se cumplió la palabra acerca de Nabucodonosor, y fue echado de entre los hombres. Comía hierba como los bueyes, y su cuerpo era mojado con el rocío del cielo, hasta que su pelo creció como plumas de águilas y sus uñas como las de las aves.” -Daniel 4:33. Vea También la historia de la burra que pudo hablar como un ser humano (Números 22:28). Y el pez que transportó al profeta a Nínive y el gusano le quitó la sombra (Jonás 2:10) .

El kabalista Rabí Meshulam responde que en la época del Gran Diluvio, Dios castigó a algunas personas convirtiéndolas en monos y en elefantes. Y es por eso que los monos se parecen a las personas, ¡porque alguna vez fueron personas! Esto explica la inteligencia superior que tienen los monos y los elefantes por sobre el resto del reino animal.

El Midrash Rabá (Génesis 23:9) dice: “Cuatro cosas cambiaron en la época de Enosh: La primera es que las montañas se volvieron rocosas; La segunda es que los muertos empezaron a descomponerse; La tercera es que el rostro de las personas empezaron a parecerse al de los de los monos; La cuarta es que las personas se volvieron susceptibles a los demonios”.

En Masejet Sanhedrín 109ª dice con respecto a la generación de la Torre de Babel que un tercio de la gente quiso librar guerra contra Dios y Él los transformó en monos.

El Meléjet Shlomó pregunta: “¿Por qué estos animales (monos y elefantes) fueron separados para una bendición especial? Y responde: miren en el Meiri, que dice que son parecidos al hombre en ciertos aspectos.

El Shevet Musar (capítulo 47) dice que deberíamos mirar a los monos y debería incitarnos al arrepentimiento. ¿Por qué? Porque los monos originariamente eran hombres y por ese motivo cuando ellos ven a las personas, las imitan, porque quieren retornar a su estado original; quieren volver a ser humanos pero no pueden y por eso se copian de nuestros actos y nuestros gestos”.

“Entonces por qué la persona habría de pecar y provocarse un daño irreparable…. Y ser avergonzado al ser visto por la gente? Esa persona deseará reparar el daño pero no podrá hacerlo… Hoy es el momento de hacer (las mitzvot) y mañana no es el momento… así que hazlas ahora y no esperes. No seas como el mono que quiere retornar a su estado original pero no puede”.

Share:

No comments:

Post a Comment