BLOG DE RAÍZ SEFARDÍ

PIRKEI HAMAJSHAVA - PORTICO 1 - CAP 4 REPARANDO MUNDOS POR MEDIO DEL ESTUDIO DE LA TORÁ



Primer Pórtico - Capítulo 4: Los Tikuním (Las Reparaciones) producido por el Estudio de La Torá

Por El  Rav Yaakov Adés

1. En el Zóhar encontramos, así como también se encuentra en una serie de escritos de la cabalá, que el orden que el Eterno siguió para construir el mundo, es un orden único; en el que, aparte del mundo que conocemos, hay un número infinito de otros mundos y de fuerzas celestiales y espirituales.

Y que con la ayuda de las Mitzvot y las buenas acciones que el pueblo judío hace aquí en la tierra, se extiende sobre Israel un poderoso resplandor de manera material y espiritual. Pero que si, 'Jas Ve Shalom, los hijos Israel abandonaran la Torá y actuaran mal, pues sucedería lo contrario.

2. Esta verdad es uno de los principios básicos en los que se basa la Torat Ha Kabalá: para que se sepa que hay un sinnúmero de otros mundos celestiales y que la situación en la que se encuentran esos mundos y la situación en la que se encuentra nuestro mundo dependen el uno del otro, en ambas direcciones. Por un lado, la realidad de los mundos superiores depende del comportamiento del pueblo judío aquí en la tierra; y por otro lado, la realidad de este mundo se fija de acuerdo con las realidades de los mundos superiores.

3. Así, en el "Nefesh Ha'Jaim (en el primer pórtico, en el capítulo 4), el autor explica cómo la destrucción del templo fue posible porque, precisamente, Israel se había comportado mal.

Primero fue el Templo Celestial, el que se encuentra en los mundos espirituales superiores, el que fue destruido. Solo entonces, como consecuencia de esa destrucción en los mundos celestiales, los gentiles pudieron tomar posesión del Templo aquí abajo en este mundo para destruirlo.

4. Asimismo, el exilio al que fue arrojado Israel, al tener que huir de su tierra que cayó en las manos de los no judíos, solo fue posible gracias a las faltas cometidas por Israel que empañaron la realidad espiritual propia de la santidad de la Tierra de Israel, hasta que tal alteración tuviera repercusiones en la tierra entonces dejada en manos de los no judíos.

5. El autor de "Nefesh Ha'Jaím" escribe: "Esta es la Torá del hombre. Que ningún miembro de Israel diga en su corazón:" ¿Quién soy yo?

¿Qué puedo lograr en el mundo con mis actos triviales? "Al contrario, que comprenda y fije en su mente que ninguna de sus acciones, ninguna de sus palabras, ninguno de pensamientos en todo momento se pierde, Jas VeShalom. Al contrario, cuán importantes, estimables, y serios son sus actos; cada uno elevándose de acuerdo con su raíz para finalmente actuar en las esferas más elevadas, en los mundos superiores y en la luz pura ”. 

Entonces entendemos por qué cada uno de nosotros debería hacer todo lo posible para aprovechar al máximo nuestras propias habilidades para estudiar Torá y realizar Mitzvot. cada Mitzvá que realizamos tiene múltiples y formidables repercusiones permitiendo que el Bien se revele en todos los mundos.

6. El resto del texto afirma: “En verdad, el hombre clarividente que se da cuenta de esto temerá y temblará en Su corazón pensando en los niveles que pueden alcanzar sus malas acciones y la destrucción que puede causar incluso la más ligera de ellas, Jas Ve Shalom ”.

7. Escuché a alguien comparar esto con la situación de un hombre sentado en una torre de control al mando de misiles. Con solo presionar un botón, puede enviar un misil Crash sobre el campamento enemigo para aniquilarlo y salvar su propio país. Pero también es posible que, por error, apriete un botón erróneo y así aniquile a sus propios ciudadanos. Por lo tanto, es posible que uno lo alabe por sus acciones heróicas, pero también es posible que se le culpe severamente por haber hecho terriblemente mal.

¿Y si este hombre respondiera: "¿Pero qué hice? ¡Si tan sólo presioné este botón!", Su error sería considerar ese botón como si fuera cualquier botón, y ser capaz de olvidar que todo se ha asegurado de que su acto pueda conducir a terribles consecuencias.

8. Ahora entendemos por qué, al estudiar Torá, un judío brinda apoyo a todo el pueblo de Israel. Edificando mundos superiores, aumenta su resplandor para la bendición y el éxito de todo Israel. Por supuesto, a veces sucede que un hombre estudia solo una hora y, después de cerrar su libro, siente que no ha estudiado lo suficiente. Es verdad. Sin embargo, nunca sabremos las cosas buenas que este hombre le dio al pueblo judío durante esta pequeña hora de estudio. Pudo haber salvado a varios judíos de la muerte, otros sanados gracias a él, etc.

Esto es cierto para el estudio de la Torá como para todas las Mitzvot que realiza el judío, pero el estudio (Talmud Torá) es más poderoso que cualquier otra cosa. Como lo enseñaron nuestros Sabios en la Mishná del Tratado de Peá: "Y el Talmud Torá (el estudio de la Torá) más que todas las Mitzvot". Ya que esto se refiere al estudio de la Torá y al cumplimiento de las Mitzvot en un conjunto. Pero tampoco olvidemos que cada vez que el judío se abstiene para no pecar, él también le da una mano de ayuda a todo Israel. ”El" Nefesh Ha'Jaím "expande esta idea ampliamente en el cuarto pórtico, desde el capítulo once hasta el final del pórtico, y también en los primeros capítulos del primer pórtico.

9. Todo judío tiene un profundo sentido de empatía por los que sufren, así como la voluntad de ayudarlos, como enseñó la Guemará en el Tratado de Yévamot, p. 79 / a, cuando se dice que la empatía y la generosidad son los rasgos característicos del pueblo de Israel. Si es así, cuando un judío duda entre estudiar Torá por una hora o divertirse, incluso si su elección no está determinada por su obligación de estudiar Torá, aún puede convencerse a sí mismo de estudiar mientras piensa en este sentimiento que lo anima a tener el deseo de generar una ayuda para otros judíos, especialmente aquellos que están en peligro.

Porque gracias a esta hora que dedicará al estudio de la Torá, les traerá ayuda, aunque le sea imposible saber a quién le ha traído ayuda, ni qué tipo de apoyo le trajo. Las palabras de nuestros Sabios son realmente dignas de confianza, y es seguro que éste le habrá echado una mano de ayuda a todo el pueblo de Israel.

PROXIMO
CAPÍTULO 5: MATAN TORAH (EL REGALO DE LA TORÁ) EN EL MONTE SINAI
Share:

No comments:

Post a Comment